Barba espartana: todo lo que debes saber, y mucho más

Barba espartana: todo lo que debes saber, y mucho más

Barba espartana: todo lo que debes saber, y mucho más
5 (100%) 1 vote[s]

La barba espartana, a pesar de ser un concepto poco conocido, tiene mucho que ofrecernos en cuanto a conocimiento: curiosidades, cuidados, productos… Vamos a ponerte al día en muchos aspectos así que toma asiento y ponte cómodo. La barba espartana: todo lo que debes saber, y mucho más.

La barba espartana: Un poco de historia…

Te resultará curioso saber que la barba espartana fue la barba de toda la vida durante siglos. Rasurarse es una práctica que comenzó en la Grecia de Alejandro Magno y hasta el momento lucir una barba espartana era llevar barba sin más, algo común y corriente que se veía en todos los hombres y que era signo de virilidad.

De hecho, si nos concentramos en los bustos y estatuas de la Antigua Grecia y, en general, de hace muchos años, todas muestran una frondosa y señorial barba cincelada.

Veamos algunos ejemplos :

Estatua de Leonidas

barba espartana de leonidas
Aquí la foto de la estatua de leonidas

Los siete sabios de Grecia

7 sabios de Grecia
7 sabios de Grecia y sus barbas espartanas

Esculturas, Antigua Grecia, Corona, Estatuas Griegas, Dioses Griegos, Mármoles, Medicina, Barba Completa, Pelo

leonidas barba espartana
Más estatuas de la antigua Grecia

 

Los espartanos, sin duda, eran quienes más valor le daban al vello del rostro. Tanto era así que para ellos rasurarse era uno de los castigos que se imponía frente a actos de cobardía, considerándose el no llevar barba como una declaración de feminidad y, de eso, de cobardía, de no ser un hombre en el aspecto que correspondiese en cada caso.

Sin embargo, algo de barba siempre se llevaba, mejor o peor, puesto que no existían útiles de afeitado demasiado precisos. De hecho, lo más común era un cuchillo. El fuego y la barba congelada y cincelada eran dos prácticas muy arriesgadas a la par que utilizadas para desprenderse de lo que durante años se había considerado un imprescindible en los hombres.

Cuando el rasurado comenzó a ser habitual, los espartanos, quienes tenían la creencia de que la barba blanca era muestra de una vida de acciones no deshonrosas, quedaron estupefactos, siendo incapaces de comprenderlo.

Si bien, es cierto que uno de los motivos por lo que se empezó a eliminar el vello del rostro tiene mucho sentido: la lucha. Fue precisamente Alejandro Magno quien, para la batalla de Arbelas, había pedido a sus guerreros rasurarse para que sus contrarios no pudiesen asirlos por el vello ni por el pelo, que también fue apurado para dicho evento; sin duda, una estrategia con mucho sentido y que sirvió para que los rostros sin vello pasasen a estar bien vistos.

En cualquier caso, siempre hablamos de recortar y no afeitar, hecho que se le atribuye a Escipión el Africano quien lo empezó a hacer a diario y de manera completa.

[products skus=»1505,1509,1501,1511″]

¿Qué es la barba espartana?

Una vez sabido esto dirás «pues muy bien, pero entonces ¿qué es una barba espartana?, ¿la barba de toda la vida?» Pues bien. A día de hoy ya sabemos que hay una gran cantidad de estilos de barba y aunque antiguamente la espartana era la habitual, en la actualidad utilizamos el término para referirnos a un tipo de barba específico. Seguro que el nombre ya te hace evocar imágenes mentales. Piensa por un momento cómo puede ser una barba espartana y continúa leyendo. Luego nos cuentas si la imagen que has creado en tu mente cumple con las características que te contamos a continuación.

Características de la barba espartana, hoy

La barba espartana:

  • Es un tipo de barba larga, de a partir de unos 4 centímetros en la parte del mentón.
  • Acepta tanto vello liso como ondulado. En general, acostumbramos a ver las barbas lisas, pero tener el vello rizado es muy común y, bien cuidada, una barba espartana puede tener tantos caracoles como quepan en tu rostro.
  • Ocupa una gran cantidad de la mejilla, llegando incluso al pómulo. La barba espartana destaca por ser llamativa pero no por longitud excesiva sino por la cantidad, el volumen de esta. Por ello se deja hasta la línea del pómulo, convirtiéndose prácticamente en una patilla que se vuelve más y más gruesa (aunque esto no siempre es así).
  • Es muy tupida. Más de lo mismo.
  • Se une al cabello por las patillas. Es imprescindible que el vello no quede aislado sino que se conciba como parte de la cabeza.
  • Lleva bigote. El motivo es el mismo; se trata de concebir una gran unidad imponente, dura, masculina.
  • Suele terminar en pico ancho o doble barbilla largos, de manera que parezca más prominente de lo que ya es de por sí.
  • Ocupa también el cuello, aunque en este caso el vello se recorta más.
  • Está bien definida en cuello y pómulos. Tiene que verse como una barba no como un montón de pelos por la cara. La definición marcada hace que el volumen del vello resalte aún más, resultando la barba mucho más llamativa.

Bueno, es el momento de que nos contéis si este tipo de barba es tal y como os imaginabais.

Tener una barba espartana y no morir en el intento

Avisamos desde ya que tener una barba propia de los guerreros más valerosos de Esparta es algo que, por desgracia, no todos podemos conseguir fácilmente -y digo todos con el temor de que alguien me pueda llamar machista, aunque habría que ver las reacciones si dijese todos y todas, jajaja-.

Bueno, a lo que íbamos. Que no todos podemos ser un Lasse Matberg de nacimiento. Para ello es importante dejarse crecer la barba. Después, dependiendo de la densidad podremos plantearnos el arreglárnosla de esta manera.

Para conseguir una buena densidad es posible que necesites estimular el crecimiento del bello. ¡No problem! Te damos algún consejillo para conseguirlo:

  • Llevar una dieta ricas en proteínas, vitaminas, ácidos grasos y minerales.
  • Control de la nicotina, del alcohol, de las grasas malas y de otras toxinas perjudiciales. Lo ideal es eliminar todo lo anterior pero si no es posible ponte límites.
  • Báñate en biotina. Las vitaminas B7 y B8 son esenciales para el buen crecimiento y mantenimiento del cabello. La tienes en el hígado de animales, la yema de huevo, la harina de soja, las nueces y los cacahuetes, semillas de sésamo, legumbres como las lentejas, las habas o los frijoles, plátanos, aguacates y manzanas y, en general, los vegetales. Además, puedes tomar suplementos y utilizar un champú que la incluya, que se suele vender como anticaída.
  • Si no encuentras champús especiales para barba con biotina recuerda alternar siempre el que uses de cabello con vitamina B7 o B8 y el específico para vello facial, pues no hay que olvidar que este tiene otras necesidades.
  • Masajea enérgicamente la zona y mantenla limpia, con los poros libres de obstrucción.
  • Esto puedes hacerlo aplicándote aceites para barba con esencias de romero, eucalipto y coco, que son los más eficaces.

[products skus=»1101,1104,1112,1103″]

Conseguido esto lo demás es cuestión de ir al barbero a que te dé la forma deseada y de hacerte con algunos útiles indispensables, como navaja y piedra de afilar, jabón y brocha, aceites o bálsamos… para mantener tu barba espartana arreglada y siempre a punto.

¿Quieres recibir más artículos como este?. Introduce tu dirección de correo en el cuadrado de abajo y podrás disfrutar de todos nuestros artículos también en tu correo.



No te pierdas nuestra guía perfecta para llevar una barba arreglada

Deja un comentario

3 × 3 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies